Historias y vestidos

Diseñar un vestido exclusivo y a la medida, a diferencia de pensar en una marca o mercado de moda, implica pensar en la persona para la cuál se crea la prenda; desde ese momento se comienza a concebir algo único.

Cuando una chica llega a mi atelier buscando una pieza  para un evento especial, me encanta que me cuente no sólo el tipo de evento, hora y lugar; sino lo que representa para ella en ese momento de su vida. Así sus emociones me hablan de colores; sus acciones de telas y la caída que requieren; y sus sueños de siluetas que buscan marcar el camino de cómo verse para lograr lo que planean.

       

Cada vestido se convierte en una historia de vida representada por el arte de crear moda. La mujer que se renueva, busca la fertilidad del verde, la energía del amarillo. La que goza o busca el amor, se envuelve naturalmente de telas transparentes y vaporosas, busca en cada giro una caricia etérea de chifón, de tul y muselina. La que quiere conquistar sus metas se deja enmarcar por un escote provocativo y si lo quiere hacer delicadamente, pide una sútil abertura en su falda para dar pasos más firmes.

Comparto aquí la historia en tela de una mujer con miles de elementos que conviven en armonía. Ella convierte cada obstáculo en una hoja que la envuelve y la hace más fuerte, así nace el torso de este vestido con aplicaciones a mano sobre tul. Siempre positiva, florece y deja rastro de esto en cada paso que da, razón suficiente para agregar una cola llena de flores 3d, bordadas con perlas e hilos metálicos. Ella entra y atrae las miradas con su seguridad, impone, pero aquellos que la conocen de verdad, ven su ternura color rosa, su ayuda suave con textura de georgette de seda.

 

Entre mis caminos cruzados, el vestido fue creado en México, pero lo p resenté en un desfile de caridad en París, donde tuve la oportunidad de contar con él para un hermoso shooting con el fotógrafo italiano Matteo Pellegrinuzzi y la modelo y bailarina francesa Clémence Waller.

La ciudad estaba completamente nevada, lo que generó una luz excepcional, el frío era un reto pero Clém logró dar hermosos giros. Una experiencia muy bella. Espero disfruten de las imágenes y que un día alrededor de una rica taza de té me permitan bocetar su historia.

 

 

Atélier Débh Herrera, Horacio 522 - 402, Polanco CDMX, Teléfono para citas: +52 1 55 45574375

Dejar un comentario

Por favor ten en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados